Cancún.- En cuanto al desarme del personal de la Policía Ministerial de la zona norte, la Fiscalía General del Estado (FGE) informa que, conforme a los protocolos de adquisición de armamento, existe la urgencia de dar de baja 101 armas de fuego que rebasan los 10 años de antigüedad, y que pertenecen a la licencia general colectiva 151.

Con esto, la dependencia aclara que no ha recibido ningún oficio o instrucción de desarme por parte de la Secretaría de la Defensa Nacional, y que la confusión entre el personal ministerial (que fue de donde surgió la información) radicó en la revisión sorpresiva de las 101 armas mencionadas, las cuales ya no les fueron regresadas porque serán sustituidas con una partida presupuestal autorizada por el Gobierno del Estado, con la que también se les dotará de equipo táctico.

En comunicado de prensa, el fiscal general, Miguel Ángel Pech, señala que cada policía ministerial tiene la obligación de aprobar exámenes de ingreso, pero también de permanencia como parte de las actividades que deben acreditarse en la renovación de la licencia colectiva. Aunado a eso, se les sigue aplicando exámenes de control y confianza, conforme a las disposiciones de la Sedena.

JR