Cancún.- La plataforma Uber comenzó a operar en Cancún el 14 de septiembre de 2016, a casi un año la empresa ha tenido que pagar casi 180 mdp por el aseguramiento de más de tres mil unidades por parte de la Secretaría de Infraestructura (Sintra).

De acuerdo con el responsable de los operativos contra Uber, Carlos Conde a pareciera que a la empresa no le importa pagar por el aseguramiento de las unidades al ser un destino vacacional importante.

“¿Qué es lo que está pasando? Lo que está pasando es que Uber considera a Cancún uno de los destinos turísticos más importantes del país, y eso es lo que es, por eso no le importa lo que tenga que pagar o invertir para tratar de quedarse en la ciudad. Ha sido un golpe económico fuerte para Uber, y le va a seguir metiendo millones de pesos”, dijo.

Aunque hasta este momento la compañía sigue desembolsando 60 mil pesos por vehículo detenido, el entrevistado considera que Uber insiste en operar porque tiene la expectativa de que se dé una modificación de ley que pueda beneficiarle, y deja en claro que esto no ocurrirá.

“Ya la postura del gobernador del estado fue publicada el día dos de mayo, y lo dijo claramente: ‘mientras Uber sea ilegal, se le seguirá deteniendo conforme a los operativos’. Todos los vehículos y choferes tienen que operar con concesión, regulados por el gobierno”.

JR