Pocket
Print Friendly, PDF & Email

Cancún.- Durante su visita en Cancún, el aspirante a dirigir el PRI, José Narro Robles, respondió a quienes han abandonado las filas de ese instituto para ir en busca de otros espacios, principalmente por Morena.

“Respeto a los que no quieren estar con nosotros, al fin y al cabo el partido ha sido un verdadero granero de cuadros y recursos para nosotros mismos, las administraciones, en el legislativo en todos lados… seguramente se llevaron muchas cosas positivas, pero lo que no queremos que se lleven son nuestras banderas, nuestras causas y lo que hemos defendido históricamente”, señaló.

El ex rector de la Unam, dijo que la corrupción no es exclusiva de un partido y si esta existiera en un solo lugar, sería muy fácil de resolver.

“Debemos ser intolerantes con la corrupción, no puedo aceptar que los males sólo son de un partido; yo quiero estar para resolver esos males y desterrar muchas de esas conductas que nos han alejado”.

Sobre el panorama que percibe en los estados donde se celebrarán elecciones, dijo que las campañas sirven para convencer a la ciudadanía. “Es lo bonito de vivir en democracia, la democracia en el resultado es incertidumbre”.

Sobre su paso por la administración federal donde ha ocupado cargos importantes al frente de la secretaría de Salud, Narro Robles sostuvo que su interés de participar en el proceso de renovación del PRI obedece a su convicción y compromiso.

En un sistema democrático como el nuestro se requiere de decisiones sensatas, propositivas, mi compromiso es con los jóvenes, sostuvo.

Yo tengo 20 años más que Enrique Peña Nieto, tengo una historia previa y posterior. He trabajado en la Universidad y en el gobierno de la república sirviendo con lo que tengo. Mi capacidad y pasión, un servidor público o tiene pasión  o no sirve para eso, comentó.

De igual forma dijo sentirse satisfecho de haber colaborado en la pasada administración federal en manos de Enrique Peña Nieto cuya aprobación terminó en 23 por ciento dada la corrupción que marcó a su gobierno.

“Me siento satisfecho de haber contribuido en el gobierno de Peña Nieto y de lo que pudimos hacer en materia de salud, me hubiera gustado hacer mucho más pero a veces no se puede todo”, dijo.

Finalmente dijo que en el PRI prevalece el buen animo, el de mantener y trabajar por la unidad. (EnContraste)