Pocket
Print Friendly, PDF & Email

Ciudad de México, 7 de abril (SinEmbargo).– El “comando armado” no existió. Supuestamente habría intentado ingresar ayer al domicilio del ex Presidente Vicente Fox, localizado en la comunidad de San Cristóbal, en Guanajuato. Pues no. Eran personas que formaban parte de la vigilancia de una boda, que solicitó el acceso privado del político porequivocación, informó hoy el diario Reforma.

El diario cuestionó al personal de vigilancia de Vicente Fox, en el Centro Fox, quien informó que las personas arribaron en una camioneta cerca de  las 10:00 horas. Pero, contrario a lo que aseguró el ex panista, se habría tratado de un hombre y una mujer empleados como escoltas para una boda.

Fox denunció en Twitter que un comando intentó ingresar a una de sus propiedades, por lo que el Presidente López Obrador anunció escoltas para él y para Felipe Calderón, dos ex presidentes de México a los que ya se les habían retirado los privilegios. La reacción de AMLO, que ahora se supone basada en una mentira, ha sido ampliamente criticada en redes sociales; usuarios piden no regresarles las escoltas a los dos políticos panistas. (SinEmbargo)