Pocket
Print Friendly, PDF & Email

Luz María Ortega Tlapa, Juez Octavo Juzgado de Distrito de Amparo en Materia Penal de la Ciudad de México, rechazó este lunes las pruebas testimoniales que ofreció a su cargo Emilio Ricardo Lozoya Austin, ex director de Petróleos Mexicanos (Pemex), para tratar demostrar su inocencia y rechazó autorizar los interrogatorios del ex presidente Enrique Peña Nieto y del ex titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), Luis Videgaray Caso, por la compra que la paraestatal mexicana realizó de la planta Agronitrogenados a Altos Hornos de México (AHMSA), en 273 millones de dólares.

“[…] Al respecto, se tiene por rendido su respectivo INFORME JUSTIFICADO en relación con la ampliación de demanda de uno de julio de dos mil diecinueve […] dése vista a las partes para que manifiesten lo que a su derecho convenga […] glósese el escrito de cuenta […] signado por […] apoderado legal del quejoso”, informó la juez Ortega Tlapa a través de la listas de acuerdos.

“[…] por medio del cual pretende ofrecer las pruebas testimoniales a cargo de […] indíquesele al promovente que no ha lugar a acordar favorablemente su petición…”, indicó la Juez Octavo Juzgado de Distrito de Amparo en Materia Penal de la Ciudad de México

El pasado 3 de julio, el ex director de Pemex pidió nueve testimonios, incluidos los de Peña Nieto, Videgaray Caso, además del de Pedro Joaquín Coldwell, ex titular de la Secretaría de Energía (Sener); de Miguel Messmacher Linartas, ex subsecretario de Ingresos de la SHCP, y el de Enrique Ochoa Reza, ex director de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Lozoya Austin solicitó, también, los testimonios de de José Manuel Carrera Panizzo, director de P.M.I. Comercio Internacional, subsidiaria de la petrolera mexicana, y de Martha Edith Rodríguez Acosta, apoderada legal de la paraestatal y de Pemex Fertilizantes.

La solicitud para diligenciar dichas pruebas testimoniales fue suscrita por Javier Coello Trejo, abogado de Lozoya Austin y entregada al Juzgado Octavo de Distrito en Amparo Penal de la Ciudad de México, que preside Luz María Ortega Tlapa.

El propósito de la defensa del ex director de Pemex era que dichos testimonios fueran integrados al juicio de amparo que Lozoya Austin tramitó contra la orden de aprehensión por lavado de dinero, que el pasado 25 de mayo libró el juez de control Artemio Zúñiga Mendoza.

El pasado 5 de julio, la Fiscalía General de la República (FGR) informó que un juez federal ordenó ayer la aprehensión del ex funcionario federal, su hermana Gilda Lozoya Austin, madre, Gilda Susana Austin, y esposa, Marielle Helene Eckes, por un posible soborno de la empresa AHMSA para el entonces director general de Pemex.

En específico, indicó la FGR en una tarjeta informativa, por el caso de la casa que la cónyuge del ex director general de Petróleos Mexicanos (Pemex) adquirió en Ixtapa-Zihuatanejo, Guerrero, en 1.9 millones de dólares mediante la representación de un abogado de AHMSA.

El Juez de Control del sistema penal acusatorio también instruyó la captura de Nelly Maritza Aguilera Concha, quien vendió la casa en una operación que la FGR presume que se trató de un soborno de la empresa de Alonso Ancira para el ex director general de la paraestatal.

Según informó la FGR, la Organización Internacional de Policía Criminal (Interpol) giró una ficha roja para buscar Aguilera Concha, al igual que a Lozoya Austin, su esposa, su hermana y madre, en más de 190 países.

“Estas mismas personas cuentan con Ficha Roja de Interpol, con relación a los delitos probablemente cometidos en el caso mencionado y que involucra a Pemex”, abundó la Fiscalía en su tarjeta informativa.

“Este asunto, que se inició en enero de 2017 y que durante años no obtuvo judicialización, hoy se han logrado las órdenes de aprehensión que sujetan a una probable responsabilidad a los involucrados”, indicó la FGR.

Además, la Fiscalía agregó que presentó ante el Juez de Control todos los elementos de prueba necesarios para obtener el mandato de captura “en un caso que por mucho tiempo estuvo congelado en forma tan criticable”.

“La Fiscalía General de la República cumplió con lo ofrecido en el sentido de que en menos de 60 días se realizaría la judicialización correspondiente”, añadió la FGR.

En julio de 2013 la esposa de Lozoya Austin compró una casa del condominio Quinta Mar, en Ixtapa, la cual tiene 3 mil 578 metros cuadrados, de los cuales la residencia abarca 934 metros cuadrados.

El valor del inmueble fue de 1.9 millones de dólares y la operación de compra la llevó a cabo, en representación de Marielle Helene Eckes, el abogado Juan Carlos Quintana Serur, quien en ese momento estaba contratado, en un cargo externo, como secretario de los comités de auditoría y de prácticas societarias de AHMSA. (Con información de Zeta)